Un triunfo inminente

El Rayadito derrotaba 3-1 a Pilcomayo hasta los 37′ ST, pero el compromiso tuvo que suspenderse debido a la falta de energía eléctrica. Los goles fueron convertidos por Rodríguez y Morínigo en el primer tiempo, y de Romero en la complementaria. Los restantes ocho minutos serán regularizados el siguiente miércoles.

Primeramente las condiciones no estaban dadas por la inclemencia del tiempo, que impidió que el encuentro inicie en el horario establecido.

Sin embargo, un poco más tarde pudo arrancar el espectáculo, donde San Lorenzo fue quien predominó en el trámite y quedó muy cerca de obtener un nuevo triunfo; triunfo que aún no se dio debido a que el partido se suspendió sobre 37′ ST, con el marcador parcial a favor del conjunto rayadito.

Rodríguez, con un remate de fuera del área que se desvía en uno de los defensores, anotó el primero sobre 26′ PT. Cerca del cierre de la primera fracción, apareció Morínigo dentro del área, tras una pelota quieta que le quedó para definir con el pie.

En la complementaria, la visita obtuvo el descuento, en una desatención defensiva, pero el Santo volvió a ampliar el expediente a través de Romero, quien había fallado un penal en el minuto 9′ PT, pero en esa ocasión aprovechó la habilitación de Gallardo, de gran desborde por derecha, para definir estupendamente ante la salida del arquero.

Como la visibilidad ya era complicada, el árbitro del encuentro tuvo que suspender el partido y quedó definido que los minutos que faltan por disputarse se regularicen este miércoles a las 15:00.

Así formó inicialmente el Santo: Víctor López; Víctor López, Derlis Esteche, Ronald Morínigo, Diego Ciz; Orlando Gallardo, Diego Valdez, Jorge Rodríguez, Felipe Rivarola; Osvaldo Romero y Rodrigo Jacquet. Ingresaron después Ronald Morínigo (en vez de Ciz, quien salió lesionado), Carlos Ripoll (en vez de Rivarola) y Pablo Escrich (en vez de Gallardo).

Facebook Comentario

Deja un comentario